lunes, marzo 20, 2006

Empezamos a demostrar: SOS Racismo

Al final de mi anterior post había afirmado:
"Para el siguiente post, la demostración de lo expuesto. Mientras y dado el rechazo social a las prácticas islámcas con respecto a la mujer, y también por el choque social que provoca, pueden ir viéndose el film Submission, de Theo Van Gogh. Ya saben que fue asesinado por esta película y en ella, Hirsi Ali su protagonista, nos encara con la auténtica verdad de la vida de una mujer bajo las leyes del Islam y no los cuentitos que nos traen todos los días en la tele la hipócrita izquierda. Para bajarlo entren aquí , pinchen en video-reportajes y al final de la página se encuentra "submission" . Está dividio en partes, a pie de página se explica como bajarlas y unirlas".

Desde SOS Racismo, con sede en Barcelona, se presume de defender los derechos de los inmigrantes y combatir el racismo, la xenofobia y la intolerancia. Sin embargo, su curriculo ha demostrado que solo defiende la continuidad de las mismas leyes que los inmigrantes obedecían en los paises de procedencia y la aplicación de las mismas en la comunidad islámica española al margen de su legalidad, disfrazándolas como tradiciones seculares.
Tal ha sido la eficacia de su gestión, que el ex-gobierno del PP se vio obligado a tipificar como delito la ablación del clítoris pese a que la mutilación de cualquier parte del cuerpo lo es en sí mismo, sin necesidad de especificación alguna. Ha defendido como "tradición a respetar" no solo la ablación sino la venta de la hija en el matrimonio, el regalar a la mujer como prenda de deuda, e incluso, justificar palizas de muerte para "enderezar una negativa a un matrimonio" o el traslado de la misma para que se le aplique el debido correctivo si fuera preciso. No resulta necesario explicar el triste destino de la joven.

En resumen, SOS Racismo es una institución legal con un bufete pagado ex-profeso para mantener las leyes de la Sharia entre los islámicos españoles e inmigrantes. Su mayor logro ha sido la "ablación terapéutica" que implicaba introducir en la Seguridad Social la práctica musulmana de cortar los labios genitales de la cría. La sonora respuesta de Europa fue tan contundente que obligó al PSOE y a la España gobernanda por Felipe González a dar marcha atrás al Decreto no de Ley planeado para aprobarlo.
SOS Racismo actúa desde 1.989 en España. Pese a pequeñas actuaciones que pueden clasificarse de impecables y dignas, el verdadero rostro de esta ONG se descubre con toda su fealdad.
Como es de recibo en tal institución de pretensiones "internacionales", promueve campañas como esta:¡Qué originales! Una campaña que busca derribar ni mas ni menos que la frontera entre España y Marruecos.
Si han logrado obligar a un gobierno a tipificar una Ley que no es más que una redundancia jurídica como la ablación, a fin de que no sea disfrazada la mutilación física, con tradiciones y costumbres, imaginen qué no habrán maquinado.
Otra vez -ya la enésima- ha sido Europa quién tiró de las orejas al gobierno español y exigió determinación ante el problema planteado en las fronteras del norte de África. Y cómo no, otra vez ha sido un gobierno de corte socialista quién recibe idéntico chaparrón.

No descubrimos nada nuevo bajo el sol con esta organización cuya actuación constante viene marcada en proteger los intereses árabes aunque sean del extranjero.
Su adhesión es tan descarada y escándalosa que hasta Pilar Rahola lo denunció en su artículo "¿dónde está SOS Racismo?" cuando el presidente iraní hizo las infaustas declaraciones contra Israel.

¿Qué hicimos cuando esa teocracia esperpéntica lanzó una condena a muerte planetaria contra un escritor por haber cometido el delito de haber escrito una novela? ¿Echamos a Irán del concierto de naciones, rompimos relaciones diplomáticas, lo rechazamos en los foros internacionales, lo expulsamos de las competiciones deportivas? ¿Qué hicimos cuando supimos que estaba implicado en el atentado de Amia en Buenos Aires, que mató a 85 personas? Y después continuó con su guerra integral contra los principios fundamentales de la libertad, financiando todo tipo de terrorismo, condenando a muerte a homosexuales, esclavizando a las mujeres, lapidando en plazas públicas y sirviendo de paraíso a los degolladores de personas en Irak.

... a los representantes españoles cuando el anterior presidente iraní visitó España. No observé, en aquellos momentos, a la activa sociedad civil española, tan progresista y solidaria, capaz de movilizarse con éxito evidente contra cualquier maldad yanqui, pero metida en sus casitas cuando nos visita alguna tiranía de Oriente Próximo.

Ahora Ahmadinejad, tal como fuimos capaces de prevenir algunos, ha avanzado muchos pueblos en su veloz carrera hacia la nada, y fiel al principio fundamental de todo totalitarismo, que es el de la destrucción colectiva, ha negado el exterminio planificado de seis millones de europeos, cuya lesa culpa fue la de ser judíos.
...
De todos los silencios, y es un silencio que ya dura años, el que me parece más significativo es el de nuestro SOS Racismo, una organización activa y comprometida con casi todos los delitos intolerantes, pero sorprendentemente cauta cuando se trata de condenar los delitos antisemitas. (http://www.pilarrahola.com "Sección artículos, antisemitismo")

SOS Racismo mantiene a día de hoy, 21 de enero de 2006, un silencio clamoroso.
Se lanzó a los cuatro vientos para calificar de xenófobo a un partido que defendía con una Ley el derecho de la mujer islámica a ser equiparada con cualquier mujer europea en dignidad física, personal y legal. Luego justificaba a sus verdugos con una "tradicisón de la Sharia" que la ONG se empeñaba en defender para que permaneciera vigente en España. Por fin, cuando vio perdida la causa, intento paralizar su aprobación el mayor tiempo posible.

¡Quién se engaña ya con SOS Racismo y espera que reaccione ante Ahmadinejad! Desde su existencia en España y Europa su labor ha consistido en defender todo lo que Irán representa.


Les dejo un artículo de Alicia Delibes publicado en Libertad Digital hace dos años, en concreto el 16 de enero de 2.003. Interesante comprobar que pese a la retirada de Felipe González, del cambio de gobierno, de la firmeza de Europa y las asociaciones feministas, .... SOS Racismo no flaqueaba y continuaba intentando introducir la ley sárica de la ablación en España y dentro de la Seguridad Social como norma sanitaria imprescindible para la salud de las féminas.... ¡No jorobe SOS Racismo!.
Delibes dejó atrás en su artículo toda la historia que desembocó en la Ley (aún no aprobada en la fecha del escrito), todo el infame trabajo de esta organización para evitar su aprobación. Tampoco aludió el denigrante oficio del PSOE en su defensa y protección. Prácticamente perdida la batalla, a SOS Racismo solo le quedaba prolongar y atacar la Ley que protegía a las españolas e inmigrantes musulmanas de la sangrienta práctica sárica. ¡Y por Dios, que hizo lo imposible por conseguirlo! Desde el insulto público injurioso hasta hasta los recursos legales que pudieran alcanzar. Una severa advertencia europea y un gobierno contrario a sus pretensiones lograron frenarlos.
Al final, el PP puso fin a tal pretensión promulgando la Ley que tipificaba la ablación como delito y eliminaba cualquier excusa o recoveco legal que permitiera su práctica.
Los pasillos jurídicos y recovecos legales son la especialidad de esta organización.

SOS Racismo
La ablación del clítoris
Alicia Delibes

SOS Racismo es una ONG que se fundó en Francia en 1982 y en España (Barcelona) en 1989 y que se define a sí misma como “independiente, democrática, de base, pluriétnica, progresista, que utiliza como método de acción la no violencia activa”.

Pues bien la Federación Estatal de SOS Racismo ha declarado que las medidas que, en materia de inmigración, quiere tomar el PP promueven la xenofobia. La expulsión del inmigrante que cometa delitos cree esta ONG que es intolerable pues supone “la renuncia a la resocialización del delincuente”.

En cuanto al anuncio por parte del gobierno de que la mutilación femenina será considerada en el código penal como delito específico, considera SOS Racismo que el PP nada ha hecho para prevenir estos casos, “no como sí se ha hecho desde otras administraciones”.

Se debe referir esta ONG a la administración catalana que tiene editado un librito titulado Protocol d’actuacions per a prevenir la mutilació genital femenina (MGF). En él, un grupo numeroso de expertos de los departamentos de Sanidad, Interior, Justicia, Bienestar Social y Educación de la Generalitat, asesorados por algunos psicólogos, pediatras y antrópologos, presentan una extensa información sobre los diversos tipos de “MGF” que pueden llegar a practicarse en determinados grupos de inmigrantes que viven en Cataluña. Según se suprima total o parcialmente el clítoris, los labios menores y según se suture o no la apertura vaginal, parece ser que la Organización Mundial de la Salud considera hasta cuatro tipos diferentes de mutilación genital femenina.

Dicen los expertos catalanes que la que más riesgo tiene de ser practicada en Cataluña es la del Tipo I :”supresión del prepucio con o sin supresión de todo o parte del clítoris”. Para ellos es “la menos grave”.

Lo asombroso de estos expertos es que han llegado a la conclusión de que “la intervención judicial debe ser el último recurso a utilizar delante de la conducta que se quiere evitar”, pues si los inmigrantes mutilan de esta manera a sus hijas no lo hacen por maldad sino presionados por la familia y el pueblo que dejaron.

Optan estos “expertos en ablación del clítoris” por intentar convencer a los padres de que no deben actuar así y no por prohibírselo directamente y, mientras esperan a convencerles, sus hijas son mutiladas y con ello atadas de por vida a sus costumbres tribales y marginadas de nuestra sociedad occidental.

Esto es, quizás, lo que SOS Racismo llama “políticas preventivas”. Para mí, como supongo para cualquier persona en sus cabales, estaríamos ante una situación de complicidad en macabros actos de violencia hacia las niñas.

1 comentario:

  1. Anónimo6:24 a. m.

    We will have every Hizbollah women fucked by dogs.
    We will send Phallus of ours into ass of All priests moslems.
    We will have Khamenei and Rafsanjani and Ahmadinejad and Khatami and Akbar Ganji fucked by a great penis Of donkey and whale .
    We will fuck all foreign government which help mullah.
    کیر سگ تو کس ننه سید اولاد پیغمبر و کس ننه خود پیامبر اسلام.
    کیر خوک تو کس ننه امام حسین.
    کیر خر تو کس ننه شیعیان.
    صلوات: الله و کیر خر تو کس ننه محمد و آل محمد.
    This is a beautiful cultural message for you.

    ResponderEliminar

Un verano entero en el camping (II)

Pues seguimos hablando de este verano. No escribo demasiado en el blog así que suelo tardar una semana entre artículo y artículo. (Anterior...